La chica mas rara del mundo (Entrevista a Mariano Cattaneo)


1393549_298873623578135_2000884273_n

Entrevistamos a Mariano Cattaneo, uno de los directores argentinos más creativos del nuevo cine de género del país.

Cattaneo, entre otras cosas, se encerró en una fábrica abandonada para darle vida a los Demonios de INCIDENTE, luego viajó en el tiempo con la exitosa serie web MARTIN MOSCA, y ahora se mete dentro del mundo imaginario de la mente para que conozcamos la vida de Melién, la protagonista de LA CHICA MAS RARA DEL MUNDO, su último cortometraje.

F.C.: ¿Cual es el origen de LA CHICA MAS RARA DEL MUNDO?

M.C.: El corto antes de ser corto, es un cuento, antes de ser cuento fue un poco de mi infancia… digamos que nace de la idea de crear, habla sobre la imaginación y los fantasmas que tenemos dentro… hay un poco de pasado y un poco de presente. Por eso, creo que es una historia que cada persona puede relacionarla con algo suyo.

F.C.: ¿Como fue el proceso de adaptación del cuento al cortometraje? ¿Tuviste que hacer muchos cambios?

M.C.: Es imposible no pasar por la picadora al llevar algo literario (pensado para un libro) a lo audiovisual… el primer conflicto básicamente fue el presupuesto, en el libro hay fantasmas, monstruos de líneas, esqueletos y demás cosas que en este momento no podría costearlo de forma independiente… entonces hice una adaptación libre, conté una parte del libro que perfectamente mantenía el espíritu y la premisa “que en la imaginación se liberan nuestros fantasmas”. Pero traté de meter todo lo que sí se podía ajustar al corto, incluso exploté mucho más el entorno de Melién (la protagonista). Jugando con el Arte y la Luz dándole vida a las palabras del libro, todo gracias a un trabajo en equipo tremendo, como digo siempre, un cortometraje nunca es algo individual, siempre es un esfuerzo creativo de todos los que participan.

La niña del guardapolvo blanco

F.C.: Hay una conexión con el universo de Tim Burton. ¿Fue una de tus influencias o referentes para este trabajo? ¿Hubo alguna otra?

M.C.: Claramente, pero yo me iría mucho más atrás, de donde el también tiene sus bases, el corto y el libro también nacen de mi amor por el expresionismo Alemán de los años 20/30, y los cuentos de Edgar Allan Poe. Burton es el tipo que más supo exponer esos aspectos en la pantalla grande de manera increíble, así que es obvio que algo de él hay acá, también de películas como Coraline. Todo lo que uno hace lo hace porque tiene en su mente algo que vio, le gustó y asimiló, nada sale del vacío, para crear, hay que ver, leer y absorber todo lo que te gusta.

F.C.: ¿Nos podrías contar como fue el proceso de producción y cuanto tiempo te llevo hacerlo?

M.C.: El proceso de producción fue un trabajo en equipo, el primer paso para darle vida a “La Chica..” fue unirme con mi productora NoDejesDeMirar a Museum Of Silence, para poder darle la vida necesaria, de ahí desarrollamos el vestuario, la paleta de colores, el estilo y todo lo relacionado con el arte. Trabajamos unos meses antes del rodaje para crear un mundo propio para el corto, si lo ves, te vas a dar cuenta de que no tiene una época definida, ni personajes reales, todo es un universo imaginario, desde Melién hasta la maestra de plástica, todo se desarrolló de manera detallada, para crear un universo propio. Después vino lo clásico, casting, filmación y la gran post-producción que se llevó unos 4 meses, ya que el corto además de un desarrollo visual específico también tenía una parte animada.

1001305_249247065207458_524076151_n

F.C.: ¿Tuviste alguna complicación o dificultad en la producción?

M.C.: Siempre hay muchas complicaciones cuando se trabaja de forma Independiente, pero a veces eso se transforma en algo bueno, porque te permite la flexibilidad de tratar de resolverlo de alguna manera creativa. El corto existe y ya tiene vida… la gente no va a cuestionar si te costó mucho o poco ni los problemas que tuviste que cargar, la gente se va a sentar y ver que le muestra la pantalla… al fin de todo, es lo único que importa, jajaja.

F.C.: El corto se exhibió en el BARS, posiblemente el festival de cine fantástico más importante de Latinoamérica. ¿Cual fue la respuesta del público y la repercusión? ¿Van a exhibirlo en otros festivales?

M.C.: El Bars es un lugar especial, concentra a gente que consume el género con pasión, ahí van a amar tu material u odiarlo… es así, es gente que está pendiente de todo esto constantemente. La proyección fue muy buena, y hubo mucha gente que se acercó para felicitarnos, me gustó escuchar a varias personas que se sentían identificadas con la historia, eso… simplemente vale el esfuerzo. También tuvimos la grata noticia de que el jurado nos premió con la categoría “Mejor Director” si bien parece un rubro individual, es siempre un logro de equipo. Ahora estamos viajando con “la Chica…” para el 28 Festival de Mar Del Plata y luego… a donde nos lleven los festivales.

F.C.: La narración la hizo Ricardo Darín, uno de los actores más importantes del cine iberoamericano. ¿Como fue el trabajo con él?

M.C.: Fue una colaboración increíble, no hubo más que una presentación de un trailer y una foto novela para que se uniera a darnos una mano… Yo quería que el corto tenga un narrador, para que mantenga ese espíritu de cuento, lo había probado en varios cortos míos anteriormente (La Carta 282, Templario, The Raven) y me había encantado. El trabajo con Ricardo fue genial, en ningún momento marcó una distancia de “actor importante”, trabajamos desde la base de lo que se pretendía y lo hicimos a como pedía el cuento.

F.C.: ¿Alguna anécdota del rodaje para contarnos?

M.C.: Siempre hay cosas que resultan geniales para uno, pero tal vez en la narración pierdan ese efecto… tal vez lo anecdótico a remarcar, es que el cuento yo lo escribí basándome en mi escuela primaria, el colegio Don Bosco, que tenía ese aspecto de castillo antiguo, con rincones oscuros, pasillos y escaleras laberínticas… y logré realizar el corto en ese mismo colegio. Para mi fue increíble, el aula de Melién era la misma aula donde estaba yo 22 años atrás, eso le sumo una cuota personal a mis recuerdos, un pequeño homenaje a la memoria!… en fin… eso.

F.C.: ¿Por último, tenés algún proyecto en desarrollo? ¿Tal vez la continuación de LA CHICA MAS RARA DEL MUNDO?

M.C.: Sería genial una continuación… ¿porque no la película?…mmm… queda latente por ahí la idea, es una historia grande que perfectamente podría llegar a largometraje… entre esto y otra cosa más estoy trabajando ahora. Gracias por pasar por acá y dejarme contar algunas cosas del mundo de “La Chica Más Rara Del Mundo”

Cine & Tec: El Stop Motion


Con el estreno de Frankenweenie, realizada con la técnica de stop motion, el director Tim Burton vuelve a utilizar esta técnica en una de sus películas. En este informe comentaré de que se trata esta técnica y como se utilizó en esta cinta.

Los orígenes: El stop motion,  es una técnica de animación que consiste en aparentar el movimiento de objetos estáticos por medio de una serie de imágenes fijas sucesivas. Sus inicios en el cine los podemos encontrar a través del español Segundo de Chomón, quien recurrió a esta técnica en películas como La Casa Encantada (1906) y El Hotel Eléctrico (1908).

En el año 1912 el cineasta ruso Ladislaw Starewicz,  tuvo la original idea al realizar la película La Venganza del Camarógrafo, usando insectos reales para narrar la historia de una familia de escarabajos.

Otro destacado pionero en esta técnica fue Willis O Brien, quien animó a King Kong en 1933. Discípulo de él, Ray Harryhausen, no se cansaría de usar la lección de su ‘maestro’ para innumerables criaturas en películas como La isla misteriosa, 1961 o Jasón y los Argonautas, 1963.

En 1979 la compañía Industrial Light & Magic aplicó una variante al stop motion inventando el go motion para la película Star Wars Episodio V: El imperio Contraataca. El go-motion consiste en que al modelo u objeto al que se estaba animando se le aplicaba un movimiento mientras se lo estaba fotografiando. De este modo se obtenía en el fotograma una distorsión por movimiento (motion blur)

Un uso destacado del stop motion que les valió un par de Oscars lo podemos encontrar en los trabajos de Aardman Animations: Wallace and Gromit y Chicken Run.

La técnica del stop motion: En general se denomina animaciones de stop motion a las que no entran en la categoría de dibujo animado, ni en la de animación por ordenador; esto es, que no fueron dibujadas ni pintadas, sino que fueron creadas tomando imágenes de la realidad. Así pues, el stop motion se utiliza para producir movimientos animados de cualquier objeto, tanto rígido como maleable. Como los juguetes, bloques de construcción, muñecos articulados o personajes creados con plastilina, manipulando el muñeco con las propias manos, así como trabajando con otros materiales (plastilina,arcilla, arena, recortes de papel, tizas sobre suelos y muros…) de manera progresiva, hacia adelante, sin posibilidad alguna de retroceso.

Podríamos distinguir dos grandes variantes de animación en stop motion: la denominada claymation que es realizada con plastilina o cualquier otro material maleable y la realizada con objetos rígidos.

La animación realizada con material maleable (claymation): Existen dos variantes al usar este material uno es que las figuras se vayan transformando durante el proceso de animación (estilo libre) y la otra es que los personajes mantengan una figura consistente durante el transcurso de la animación esto lo podemos ver en los trabajos de la productora Aardman Animations. En este caso se fabrica un esqueleto articulado que se forra con la plastilina o arcilla permitiendo mover la figura, manteniendo la estructura desde principio a fin.

La animación realizada con objetos rígidos: Al trabajar con este material también podemos encontrar dos variantes. Una es cuando se utilizan personajes con rostros rígidos (parecidos a las marionetas) y articulaciones construidas generalmente con una armadura articulada interna como en el caso de El extraño mundo de Jack, 1993. La otra forma es cuando se utilizan objetos no articulados, generando movimientos mas toscos.

La técnica pixilación: Es una variante en la técnica del stop motion en la que los objetos animados son personas y objetos comunes (no modelos ni maquetas), Estos objetos son fotografiados repetidas veces, y desplazados ligeramente entre cada fotografía, Norman Mclaren fue pionero de esta técnica, empleada en su famoso corto animado Neighbours. Esta ténica también es ampliamente utilizada en videoclips.

Una variación más del stop motion consiste en realizar animaciones con material gráfico estático, como fotos o recortes de prensa (en su totalidad o en partes). Un ejemplo de esta técnica sería el corto ganador de un Oscar en 1973 Frank Film’s, de Frank Morris

x700s6_frank-film-frank-mouris-1973_creation?start=279

Tim Burton y el stop motion: Burton utilizó dicha técnica en su primer cortometraje para la compañía Walt Disney titulado Vincent (1982). Su siguiente proyecto Frankenweenie, lo hizo pensando en un largometraje con la misma técnica, pero debido a restricciones en el presupuesto, realizó un cortometraje de acción real, que se estrenó en 1984. Cabe destacar también que a principios de los noventa Tim Burton participó como productor de El extraño mundo de Jack, película basada en sus creaciones artísticas y dirigida por Henry Selick. Su tercera película con esta técnica fue  El cadáver de la novia 2005.

La realización de Frankenweenie: Para este film los animadores debieron detenerse y posicionar los personajes y cada objeto 24 veces para obtener un segundo de filmación . En promedio, un animador podía crear solamente cinco segundos de animación por semana. Terminar el filme les tomó dos años y requirió de las habilidades de 33 animadores, que en su mayoría trabajaron individualmente. Por otro lado, se contó con mas de 200 personajes. Hubo 18 ejemplares de Víctor y 15 de Sparky.

A continuación un extracto de declaraciones de Tim Burton:

“Lo que lo hace diferente de una película de acción real es que todo ocurre muy, muy lentamente. En la acción real uno debe tomar decisiones rápidas todo el tiempo; en stop-motion puede tomar un par de días, o hasta un par de semanas realizar una toma, dependiendo de su complejidad.

Podemos decir que una semana típica de un animador de stop motion empezaba con la asignación de una toma, cada uno de ellos era responsable de todos los personajes de esa toma. Una vez que revisaba la tarea, debía hacer un ensayo o repaso con el director de animación. Ese proceso ayudaba a decidir el movimiento de la cámara, la iluminación y dónde se colocarían los accesorios de la escena. Al día siguiente, el animador tenía tiempo para realizar un ensayo más adecuado, donde podría cerciorarse de los detalles de la actuación y el tiempo.

Gran parte de la investigación y preparación de la película fue para la animación de los dos perros, Sparky y Perséfone. El director de animación, Trey Thomas, junto con su equipo realizaron investigaciones acerca de cómo se mueven los perros, una tarea que incluyó una visita a la exposición Windsor Dog Show, donde pudieron grabar a los perros en acción. Además tuvieron la visita de un bull terrier al estudio y pudieron representar con él algunas escenas de la acción de Sparky, grabándola desde diferentes ángulos.

El animador también pasaba cierto tiempo tensando esa marioneta, lo que implica apretar los tornillos en las extremidades y las articulaciones, con el fin de encontrar lo que funcionaba mejor . Todas las marionetas tenían diferentes niveles de articulación, algunos animadores deseaban una absoluta precisión, por ello empleaban ajustes más apretados; otros preferían un toque suave y para ello buscaban un tensado más flojo. Víctor era el muñeco humano más complejo y el mecanismo de su cabeza contenía no sólo las palas de los labios y la frente, sino también un complicado sistema de llaves allen que permitía que el animador moviera sus mejillas y su mandíbula muy de a poco. Esto le concedió las más sutiles y variadas posibilidades de actuación a este personaje. Otros muñecos, como Elsa Van Helsing y su tío, el Sr. Burgemeister, tenían mucho menos tiempo en la pantalla y no era necesario exhibir la gama de emociones que Víctor requería, por lo tanto los animadores pudieron representar lo que precisaban de ellos sólo utilizando palancas para los labios y las cejas. Sparky también era un muñeco increíblemente complicado. Poseía más de 300 articulaciones en su cuerpo y, debido a la delgadez de sus patas, a menudo necesitaba ser apoyado con un equipo especial para que los animadores pudieran moverlo de manera realista.

Las voces se agregaron al movimiento mediante el uso de herramientas de planeación llamadas hojas de rodaje o dope sheets. que contenían cada fotograma con su diálogo correspondiente. Así, por ejemplo, cuando el personaje decía: “Por favor, siéntate”, el animador notaba que, tan pronto como el personaje finalizaba esta línea, hacía un gesto hacia una silla y luego el otro personaje tomaba asiento. Las hojas de rodaje ayudan a los animadores a organizar sus pensamientos, especialmente cuando hay múltiples personajes en una misma toma y la acción de cada uno de ellos debe ser rastreada, incluso si el personaje sólo parpadea.

El director de animación, Trey Thomas estuvo activamente involucrado. Cada día visitaba el set y ayudaba a los animadores cuando aparecía un desafío. El reto fue lograr que los muñecos se emocionaran y actuaran de manera creíble”.

Estreno: Frankenweenie


Segunda película que estrena este año Tim Burton como director . Contentos deben estar los fans de este original director, que todo hay que decirlo, hoy no atraviesa por su mejor momento creativo. Luego de Sombras tenebrosas, llega el turno de Frankenweenie (ídem, 2012), basado en su propio cortometraje -live action- del mismo nombre realizado en el año 1984 y con actuaciones de Shelley Duvall y Daniel Stern, entre otros.

Tim Burton vuelve a la animación en esta cinta que no es otra cosa que un homenaje al clásico Frankenstein y, mas específicamente, a las geniales versiones hechas por la Universal Pictures en los años ’30.

En esta remake (sí, hasta de los cortos se hacen) podremos disfrutar de las voces de: Martin Landau, Christopher Lee -en poco tiempo lo veremos en la primera parte de El Hobbit-, Martin Short -lo veremos el próximo año en una versión animada de El mago de Oz- y Winona Ryder -la veremos el próximo año en Homefront-, entre otros.

Burton es también productor de esta cinta. Por otro lado, hay que decir que, como productor, este año estreno la bizarra Abraham Lincoln: Cazador de Vampiros.

A continuación les dejamos el avance de Frankenweenie. Que lo disfruten!

Lo que viene: Frankenweenie


Este año tenemos Burton por partida doble. Muy contentos tienen que estar los numerosos fans de este particular director. Luego de Sombras tenebrosas, llega el turno de Frankenweenie (ídem, 2012), basado en su propio cortometraje -live action- del mismo nombre realizado en el año 1984 y con actuaciones de Shelley Duvall y Daniel Stern, entre otros.

Tim Burton vuelve a la animación en esta cinta que no es otra cosa que un homenaje al clásico Frankenstein y, mas específicamente, a las versiones de cine hechas por la Universal Pictures en los años ’30.

En esta remake (como ven, hasta de los cortos se hacen) podremos disfrutar de las voces de: Martin Landau, Christopher Lee -en pocos meses lo veremos en El Hobbit-, Martin Short -lo veremos el próximo año en una versión animada de El mago de Oz- y Winona Ryder.

A continuación les dejamos el último y espectacular avance de Frankenweenie. Que lo disfruten!

 

Lo que viene: Dark Shadows


Tim Burton vuelve con todo! Primero con una remake/adaptación de su propio trabajo, el cortometraje de culto Frankenwennie (ya publicamos su trailer); y luego con Dark Shadows, otra remake/adaptación de la serie de televisión, también de culto, de los años 60.

Los protagonistas de Dark Shadows son: Johnny Depp, en su octava colaboracion con Burton (lo veremos en El Llanero Solitario), la bellísima Eva Green (la veremos en la precuela de 300), Michelle Pfeiffer (otra fea, jaja), Chloë Moretz (la vimos en Hugo recientemente y la veremos en la nueva adaptación de Carrie),  Helena Bonham Carter, otra colaboradora habitual de Burton (también en el elenco de El Llanero…), Christopher Lee, sí, otro viejo conocido del creador del manostijeras (y a quién veremos en la archi-mega-super-esperadísima The Hobbit)

A continuación les dejamos el trailer de esta cinta de ambiente gótico y sobrenatural en tono de comedia: